Dentro del debate habitual entre los partidarios de la gestión activa y los de la gestión pasiva, una de las preguntas que más nos suelen hacer es cuál de ellas preferimos.

Como hemos dicho en otras ocasiones, siempre nos ha gustado más la gestión activa, ya que creemos firmemente que en ciertos momentos de mercado, especialmente cuando llegan las correcciones y las incertidumbres, es donde este tipo de fondos puede destacar sobre los de gestión pasiva, ya que para ello disponen de un equipo gestor que se encarga de hacer los movimientos correspondientes en el fondo de inversión, para tratar de adaptar este a las nuevas situaciones de mercado. 

Sin embargo, no vemos mal, que como un instrumento más dentro de la diversificación de las carteras, y en determinados momentos, se puedan utilizar ciertos productos de gestión pasiva para darle más direccionalidad o agilidad a la cartera. 

Pongamos un ejemplo.

Imaginen una cartera bien diversificada de fondos de inversión, que en un momento determinado, en el que los mercados comienzan a romper resistencias con fuerza, tiene la necesidad de subir el riesgo. Quizás en este caso, una opción cómoda y ágil sea la de incluir algún ETF que replique un índice, que cogerá la subida de una manera más direcciones y además también se podrá cerrar en el momento en el que se considere oportuno o se vea un claro movimiento de retroceso en el índice que se está replicando.

Pero en escenarios bajistas del mercado, puede ser un error el potenciar demasiado los productos de gestión pasiva, ya que al no llevar ningún tipo de gestión detrás, las caídas que tengan los mercados se verán totalmente reflejadas en estos productos y por tanto en nuestra cartera.

Por lo tanto, no se queden con la idea de que o se hace una cartera de gestión pasiva o se hace de gestión activa. Piensen mejor que ambos tipos de gestión se pueden complementar en un momento determinado, aunque la que debería de prevalecer o sobreponderar en nuestra opinión, debería de ser la gestión activa.

Para cualquier duda o consulta, estaremos encantados de atenderles en nuestra oficina en Zurbano 34, Bajo Exterior Derecha. Puede concertar cita gratuita llamando al 915 48 33 14.

#resuelvetusinquietudesfinancieras