banco-de-japon

Esta mañana conocíamos los detalles de la primera de las dos importantes reuniones de Bancos Centrales que teníamos programadas para la semana.

El Banco Central de Japón (BOJ), ayudaba, con un mensaje bastante positivo a que la bolsa local cerrara con una amplia ganancia, y a que los mercados europeos y los futuros americanos, registraran también números verdes en su apertura.

El mensaje, se podría resumir con el interés por parte del BOJ en flexibilizar su programa, con la idea de gestionar mejor los efectos colaterales en la política monetaria y en la inflación (se buscan precios estables por encima del 2%).

Una de las medidas, es intentar controlar las rentabilidades de los bonos, y mantener la rentabilidad del bono a 10 años japones, próxima al 0%; para lo que se variará el objetivo de expansión de la base monetaria que actualmente está cifrado en 80 billones de Yenes al año.

También se elimina el objetivo de vencimiento medio de las compras, que estaba cifrado en 7 y 12 años, y se mantiene sin cambios el programa de compras de otros activos.

Quizás el único aspecto que ha “decepcionado”, ha sido que los tipos de interés se mantienen invariables.  No obstante, y dada la reacción del mercado, podemos decir que a priori, el mensaje que Kuroda ha dado a los inversores, ha sido positivo.

Ahora, nos queda pendiente la reunión de esta tarde de la FED, en la que en principio, parece totalmente descartada una subida de tipos en el día de hoy.

Estaremos no obstante muy atentos a las noticias, para poder mantenerlos informados.

Si tiene cualquier consulta o desea una ampliación de esta información no dude en escribirnos al blog  y le responderemos con la mayor brevedad posible.

¡Gracias por seguirnos!