Leíamos ayer que según analistas de Bankinter, hablaban de que es más que posible que muchas entidades empiecen a cobrar a sus clientes por los depósitos. Sí, han leído bien, estaríamos hablando de que la banca podría empezar a repercutir a sus clientes, el tremendo coste negativo que están suponiendo las políticas económicas de los bancos centrales. Sin embargo, esto que ahora nos puede sonar a barbaridad, es algo que tarde o temprano tenía que pasar.

De hecho, muchos gestores de fondos se encuentran con un gran problema a la hora de tener liquidez en sus carteras, ya que por norma general, esos excesos de liquidez si tienen un coste negativo para el fondo. Por tanto, si en el mundo institucional ya se está cobrando por la liquidez, no vemos descabellado que la tendencia acabe afectando al ahorrador particular. 

Por lo tanto, cada vez tiene menos sentido que los ahorradores españoles sigamos viendo en el depósito bancario el producto ideal para generar rentabilidad en su ahorro.

Y es que el momento de que el ahorrador de el paso y se convierta en inversor, ya hace tiempo que ha llegado, aunque haya quien tenga que esperar a que su banco le cobre para darse cuenta de ello.

En los productos de inversión más habituales, como los fondos de inversión, planes de pensiones, bonos de renta fija o ETFs … tenemos la alternativa para poder generar rentabilidad a nuestro ahorro; siempre por supuesto, con la ayuda de un asesor financiero; ya que invertir y ahorrar no es lo mismo, pues como saben, invertir siempre tiene algo de riesgo, dependiendo lógicamente de los productos en los que se haga.

Para cualquier duda o consulta, estaremos encantados de atenderles en nuestra oficina en Zurbano 34, Bajo Exterior Derecha. Puede concertar cita gratuita llamando al 915 48 33 14.

#resuelvetusinquietudesfinancieras