eurostoxx 250516

Por fin vemos algo de movimiento en un mercado que durante prácticamente todo el mes de mayo se había vuelto aburrido y predecible, tras moverse en un rango lateral perfectamente definido.

Hoy les enseñamos un gráfico del Eurostoxx50, para que vean a que nos referimos. Si se fijan, el mercado se estaba moviendo en un rango entre 2.900 y 3.000 puntos, que en los últimos días llegó a ser mucho más cerrado.

Ayer finalmente el Eurostoxx, al igual que otros índices europeos como el Ibex35, han logrado romper ese lateral al alza, en un movimiento técnico muy bueno, que pone a los mercados europeos en disposición a irse a niveles cercanos a las resistencias de abril.

En el caso del Eurostoxx, el objetivo de corto plazo estaría en esa zona de 3.100/3.150 puntos donde no solo marcó máximos el mes pasado, si no que también es por donde pasa la media de 200 sesiones, una resistencia técnica muy seguida por los inversores.

Sin embargo, este movimiento de ruptura no implica que hayan desaparecido los riesgos. Recordemos que tenemos por delante conocer en breve la decisión de la Fed sobre si subir tipos en junio o no hacerlo, y el importantísimo referéndum en Reino Unido. Todo ello sin olvidarnos por supuesto de las elecciones en España, que en función del resultado también afectarían a las bolsas europeas.

Así pues, aunque en el corto plazo el mercado se ha puesto alcista técnicamente, seguimos recomendando prudencia en la operativa de inversión, al menos hasta que se vayan despejando las incógnitas que hemos mencionado anteriormente.

Si tiene cualquier consulta o desea una ampliación de esta información no dude en escribirnos al blog  y le responderemos con la mayor brevedad posible.

¡Gracias por seguirnos!